Naiza Khan

Naiza Khan

La artista visual Naiza Khan (Bahawalpur, 1968) es una aguda observadora de las cruciales paradojas sociales que se dan en la sociedad pakistaní. Basándose en sus propias experiencias personales y sin temor a tratar temas polémicos, Naiza Khan se enfoca en la relación entre identidad y lugar, y en la interconexión de lo personal y lo político.

            Su impactante y consistente obra incluye las tareas de investigación sobre el género, concretamente sobre el cuerpo femenino en relación al espacio público y dentro de un contexto conservador dominado por los hombres. En Henna Hands (2003) grabó figuras femeninas de tamaño real en muros de zonas tales como la colonia de ferrocarriles de Karachi, y en su exposición, que llevaba por título The Skin She Wears (2008), cuestionaba, por medio de series de esculturas hechas con acero galvanizado, con indumentarias que están entre la lencería y la armadura, las contradicciones en torno a la sensualidad y el control del cuerpo femenino.

            En su extenso proyecto sobre la isla Manora, Khan combinaba fragmentos evocadores, objetos perdidos, impresiones grabadas, videos, acuarelas, mapeo y performances a fin de examinar las narrativas en conflicto sobre temas controvertidos. En el video Homage (2009) trabajó con muebles rotos y escombros de una escuela demolida para, de un modo elocuente, opinar sobre los desplazamientos y los desalojos forzados y sobre las estructuras de poder que hacen que se expulse a las personas. Su obra más reciente, la serie de pinturas titulada Karachi Elegies (2013), refleja la experiencia de vivir y trabajar en un paisaje urbano disruptado por la violencia política y el desastre natural.

            Naiza Khan es una catalizadora en el mundo del arte local y es fundadora y co-coordinadora de Vasl Artist’Collective, que da apoyo a artistas a través de residencias, del diálogo y por medio de la colaboración en redes regionales. Sus conocimientos los comparte con los jóvenes, a la vez que promueve el arte pakistaní enseñando y encargándose de la curadoría en exposiciones tales como The Rising Tide: New Directions in Art from Pakistan 1990-2010, en el Mohatta Palace Museum de Karachi (2010).

            Se premia a Naiza Khan por toda su impactante obra, la cual ofrece complejas y matizadas perspectivas sobre la sociedad pakistaní actual; por su valentía en concienciar al público sobre cuestiones políticas y sociales controvertidas; por ser modelo a seguir de artistas femeninas en un contexto dominado por hombres; y por su importante aporte al desarrollo de las artes y la cultura de Pakistán y de la región.